Desarrollo Sustentable

publicado el 13/03/2015 a las 11:48 .

1. La CSA afirma que su visión del Desarrollo se construye desde nuestra opción sindical basada en los pilares del trabajo decente; la distribución de la riqueza; la democracia participativa; la igualdad entre géneros; la protección e inclusión social de todas las personas, inter-generacional y ambiental, integrando así las dimensiones económica, social, ambiental y política. Nuestra visión del Desarrollo Sustentable, formulada en la Plataforma de Desarrollo de las Américas (PLADA), es superior al crecimiento económico y es una de las alternativas para enfrentar a la matriz de pensamiento neoliberal; una respuesta construida por y para las mayorías populares.
 
2. En un mundo caracterizado por la competencia y la disputa capitalista por los mercados, reafirmamos que la integración regional es el espacio privilegiado para la promoción del desarrollo sustentable entre los países de América Latina y el Caribe y debe basarse en el impulso a la complementariedad económica, la compensación de las asimetrías entre países y regiones, el desarrollo social compartido, el reconocimiento de derechos ciudadanos y el respeto por la diversidad de culturas. La integración regional debe ser un espacio para la consolidación de posiciones comunes en temas de interés compartido entre pueblos y gobiernos.
 
3. El enfrentamiento al cambio climático debe ser un compromiso compartido por todos los países del mundo, bajo el principio de responsabilidades comunes pero diferenciadas, garantizando el apoyo financiero y la trasferencia de tecnología para los países en vías de desarrollo. Esta estrategia requerirá de políticas públicas activas en el ámbito de la fiscalidad, las subvenciones, y la inversión
333 er Congreso CSA - 2016
pública para garantizar que los incentivos y la infraestructura dirijan la economía hacia una transición justa, con un camino sustentable y garantizando el respeto de las condiciones de trabajo decente.
 
4. La Soberanía alimentaria, energética, hídrica, la preservación de los conocimientos ancestrales, así como el control de los Estados de los bienes comunes, son componentes fundamentales para el desarrollo de los pueblos. El protagonismo de las/os ciudadanas/os es una condición esencial para la preservación y defensa de los Bienes Comunes, por lo que la participación social organizada, en particular de las organizaciones sindicales, debe constituir una tarea central frente a la amenaza privatista de corporaciones y gobiernos.
 
5. La CSA se compromete a seguir impulsando la democratización, transformación, crecimiento y empoderamiento del sindicalismo para constituirse como actor fundamental en la lucha por una nueva hegemonía que haga posible un modelo de Desarrollo Sustentable. Con esta finalidad continuará desarrollando una estrategia de investigación, formación y organización de sus organizaciones de base y su dirigencia. Especial énfasis será colocado en la plena inclusión y participación de las mujeres y de los/as jóvenes en la estrategia de desarrollo sustentable.
 
6. La PLADA será el instrumento fundamental para la acción política, de movilización e incidencia del movimiento sindical, en alianza con los demás movimientos sociales, para la promoción e impulso de un modelo de desarrollo alternativo para las Américas.

 

1. La cooperación internacional para el desarrollo es una política de Estado, que debe estar orientada al bienestar de los pueblos. El Estado tiene que ser el protagonista y garante en el diseño, implementación y evaluación de las políticas de desarrollo, basadas en las prioridades expresadas democráticamente por su población. En este sentido, rechazamos la privatización de la cooperación, por estar orientada al lucro privado en vez del desarrollo de los pueblos.
 
2. Toda cooperación sea Norte-Sur, Sur-Sur o Triangular debe promover el enfoque de derechos humanos y respetar los principios sindicales sobre cooperación adoptados por el Consejo General de la CSI, entre ellos la apropiación democrática. Respetando estos principios, la cooperación Sur Sur y Triangular tiene el potencial de reformular las asimetrías históricas entre Norte y Sur y ampliar el marco global de gobernanza de la cooperación.
 
3. Cuestionamos la clasificación de los países prioritarios para la cooperación basada exclusivamente en la medición del PIB per cápita, pues este criterio no muestra la desigualdad interna de los países. Reivindicamos criterios de clasificación que tengan en cuenta un conjunto más amplio de indicadores, como la pobreza multidimensional, el enfoque de brechas estructurales o la evaluación del índice de desarrollo humano.
 
4. Reafirmamos nuestro compromiso de participación activa en el proceso de definición, implementación y evaluación de las políticas de desarrollo y cooperación de los Estados con la PLADA como referente fundamental. En este marco, pretendemos incidir en la implementación de los Objetivos de Desarrollo Sustentable (Agenda 2030 de las Naciones Unidas - ODS) y de los acuerdos del proceso global relativo a la financiación del desarrollo, en base a nuestras prioridades sindicales.
 
5. La CSA reafirma su compromiso hacia el fortalecimiento de la Red Sindical de Cooperación al Desarrollo (RSCD) CSA – CSI, como espacio fundamental de capacitación, intercambio de información y construcción de estrategias de incidencia sindical sobre las políticas de desarrollo y cooperación a nivel nacional, regional y global. Asimismo, la CSA hace suyo el contenido de la Resolución sobre las Prioridades Sindicales respecto al Desarrollo - aprobada por el Consejo General de la CSI (São Paulo, 2015)- para su incidencia en la Agenda Internacional de Desarrollo.
 

 

RESPONSABLE POLÍTICO:

Rafael Freire

rafael.freire@csa-csi.org

RESPONSABLE TÉCNICO:

Daniel Angelim / Vania Ribeiro

daniel.angelim@csa-csi.org /vania.ribeiro@csa-csi.org

SITEMAP